02 junio, 2006

DEMOCRACIA ADJETIVA Y SUSTANTIVA

La democracia tal y como la concebimos es un invento bastante reciente, y su establecimiento como sistema de gobierno en el mundo occidental es una apuesta que apenas supera los 50 años.
Efectivamente, es después de la Segunda Guerra Mundial y de sus horrores cuando se impone la necesidad de un régimen como el democrático.
Todos habremos oído alguna vez que la democracia es el menos malo de los sistemas de gobierno. Esto es así porque fundamentalmente la democracia no es más que un conjunto de reglas del juego establecidas por quien tiene poder para legislar, poder que recibe de la legitimidad que en última instancia reside en eso llamado pueblo.
Como conjunto de reglas que es, podemos decir que se trata de un sistema adjetivo. Hablamos de modelo menos malo porque da cabida, acoge, asume, sobrevive a todo tipo de opciones de convivencia o políticas. Para ello, como parece lógico, se hizo necesario vaciarla de todo contenido valorativo.
Esto fue así en las primeras democracias, aquellas que florecienron en la Europa de la Belle Epoque, en los primeros años del siglo XX y también en el periodo entre Guerras y su ejemplo paradigmático fue la República de Weimar.
Pero de este sueño feliz despertaron a cañonazos. Una democracia meramente formal se demostró un sistema débil frente a los totalitarismo comunistas que asolaron una parte de Europa. Una democracia meramente formal era un juguete en manos de partidos como el Nacional Socialista en Alemania, que aceptando sus reglas se alzaron con el poder, cambiando legítimamente las reglas del juego, sucediendo después lo que sucedió.
La democracia, como sistema abierto que es, sigue siendo un sistema débil frente a las tiranías y a los regímenes fundamentalistas. Pero no tan débil como antes. Las democracias modernas, ademas de ser unas reglas de convivencia y de poder, se han pertrechado de un cuerpo sustantivo de valores. Es decir, hay reglas, hay que respetar las reglas, reglas que tienen como fin la realización de determinados valores -aquellos que la sociedad determina como valiosos-, o de su defensa, en la convivencia dentro una sociedad.
Este cambio de orientación viene a coincidir con el nuevo resurgir de las corrientes iusnaturalistas del derecho, frente a los iuspositivistas. Si algo enseño la Guerra es que el Derecho Positivo, el Derecho del poder, sin los límites de algunos valores, entraña ciertos peligros.
El conjunto de reglas por el que nos regimos los españoles desde 1978, la Constitución -inspirada en la Ley fundamental de Bonn de 1949-, sanciona en su artículo 10 que la dignidad de la persona humana es el fundamento del Ordenamiento jurídico.
Con esto quiero decir que no todo vale en una democracia, aunque se respeten las reglas, no todo vale, si se traicionan los valores.
Dice San Agustín en la Ciudad de Dios que lo que diferencia a un Estado de una banda de ladrones no es su organización, pues en ambos es parecida, si no sus fines, pues el fin del Estado siempre debe de ser el bien común.
Sentarse a negociar con una banda terrorista, negociar políticamente con quien ha hecho del terror su instrumento para conseguir fines políticos, es renunciar a todos los valores que dan legitimidad a nuestra democracia. Las víctimas del terrorismo lejos de ser una molestia, lejos de ser el pasado, son el acervo moral de nuestra democracia pues son víctimas por su defensa frente a la barbarie. Son el futuro en la seguridad de que su memoria impedirá que el olvidemos lo valioso de nuestra libertad y de la sangre que ha costado. No podemos olvidar nunca que su sacrificio fue en aras de nuestro modelo de convivencia. No fueron asesinadas, no fueron mutiladas, no fueron secuestradas, por una razón distinta de la de que representaban nuestra democracia, el modelo de sociedad del que los españoles nos dotamos en su día.
Olvidar esto, además de ser una bajeza moral, es minar los cimientos de nuestro modelo de convivencia. Si el Gobierno lo hace se privará de toda legitimidad. Si la sociedad lo consiente, habrá perdido toda dignidad.
Dejadme terminar con las palabras de León Felipe:
Amigos, escuchadme: No hay más que dos posiciones en el mundo: la de los que quieren la paz y la de los que quieren la justicia. La paz hoy la quieren los mercaderes porque con ella se hacen mejor las transacciones y los cambalaches. Y la justicia la defienden los poetas y el hombre prometeico porque con la justicia se camina hacia la luz y la renovación.
Pd: Tal vez otro día hablemos de la falacia del derecho de autodeterminación.
Oscar M. Prieto

18 comentarios:

DMR dijo...

"La justicia se defiende con la razón y con la lengua, nunca con las armas. No se pierde nada con la paz y puede perderse todo con la guerra."

Juan XXIII

Guicciardini dijo...

Qué frase tan bonita!
Pero que yo sepa aquí los que han utilizado las armas son con los que ahora se va a negociar.
Dónde queda la justicia?
Un poco de respeto, por favor.

Tacho dijo...

Necios sin palabras somos, mas el mismo viento que habla con los robles se lleva nuestras necias palabras,y habla con los robles, mas ellos hermosos sin palabras, necios nos llaman, palabras, palabras, palabras...

Anónimo dijo...

Piensa: El derecho se aprende estudiando, pero se ejerce pensando. Ten fe en el derecho como el mejor instrumento para la convivencia humana, en la justicia como destino normal del derecho, en la paz como sustitutivo bondadoso de la justicia, y sobre todo ten fe, sin la cual no hay derecho, ni justicia ni paz. Olvida: La abogacía es una lucha de pasiones. Si en cada batalla fueses cargando tu alma de rencor, llegara un día en que la vida será imposible para ti. Concluido el combate, olvida tan pronto tu victoria como tu derrota.

Guicciardini dijo...

No es posible la paz sin justicia. Será otra cosa, tal vez miedo, renuncia, cobardía, pero nunca paz.
Pero si os vale cualquier paz, supongo que os conformaréis con la paz de los cementerios.

Anónimo dijo...

Cuando la verdad sea demasiado débil para defenderse, tendrá que pasar al ataque.
Pablo VI

Egeria dijo...

Decía Spinoza que el peor tirano es el que sabe hacerse querer, desconfiar de la paz tanto como de la guerra, no os dejéis seducir por ZApatero y ser justos con vosotros mismos.

Oscar M. Prieto & Pat Bella dijo...

Como creo que esto no tiene nada que ver con ideologías -aunque tal vez sí- os dejo este texto de Roy, que no creo sea sospechosa para el Polit Burov.

El único sueño que vale la pena tener es que vivirás mientras estés vivo y no morirás hasta que hayas muerto.
¿Y eso qué quiere decir?
Amar. Ser amado. No olvidar nunca la propia insignificancia. No acostumbrarse nunca a la violencia incalificable y a la vulgar incongruencia de la vida a tu alrededor. Buscar la alegría en los lugares más tristes. Perseguir la belleza hasta su guarida. No simplificar nunca lo complicado ni complicar lo sencillo. Respetar la firmeza y la decisión, pero nunca la fuerza. Por encima de todo, observar. Probar y aprender de los errores. No mirar nunca hacia otro lado. Y nunca, nunca, olvidar.

Arundhati Roy

Guicciardini dijo...

Para DMR y todos los que invocan a la Iglesia:
El cardenal arzobispo de Madrid se ha referido este viernes a las condiciones de "los procesos de paz de verdad". Quienes "han cometido un crimen" deben "arrepentirse", "pedir perdón", obtener ese perdón y "ofrecer una reparación". Sólo si ese "cuadro de actitudes" funciona, hay "futuro" para la paz. "Si no, no se conseguirá".

paul atreides dijo...

Por favor Oscar, dejémonos de idealismos decimonónicos e ideologías utópicas. Os voy a contar algo sorprendente: La mejor amiga de mi madre iba caminando por el centro de Madrid hace ya bastantes años cuando una bomba de ETA le voló la cabeza (literalmente) a su hijo de 2 años, y a su marido lo dejó malherido. ¿Sabes lo que dice hoy día esta misma mujer?: "Este diálogo llega tarde, se debería haber empezado a dialogar con ETA después de la primera de las bombas que pusieron y no esperar 30 años después a que hayan matado a cientos de personas, si Zapatero es el primer presidente que consigue este abandono de las armas, bienvenido sea su diálogo" (¡¡Esto lo dice una mujer que vió como su hijo de 2 años se desintegraba delante de sus narices!! y además es del PP de toda la vida y pija hasta la médula, lo cual es también bastante irónico). ¿¿¿De verdad piensas que la justicia o la dignidad sirven de algo en situaciones tan sangrantes???Bien!!! Estupendo!!!! No perdamos la dignidad y sigamos luchando mientras nos masacran!!!! Luchar es loable amigo, pero cuando se tienen posibilidades de GANAR, cuando no,hay que ser utilitarista (una vez más me remito a John Stuart Mill):"No se puede sacrificar una sola vida humana en aras de una meta pública o social", "Todo lo que no es útil es despreciable". Por favor la imagen de una sola España es una estupidez inventada por los fachas para abanderar su imaginario de sinsentidos (es realmente tan espantoso pensar en vivir en una España de estados independientes??? me afecta a mí, asturiano afincado en Madrid, que los vascos vivan en un país distinto??? te efecta a tí??? te impide ganarte el pan o bajar la basura a la calle cada noche???Seamos sensatos de una vez)Tiempo ha que deberíamos de haber cedido al chantaje en lugar de dejarnos masacrar por una patochada tan necia como es la imagen de "una España indisoluble" tan preconizada por Franco y por los absoletos padres de la Constitución (que bien le vendría un buen repaso al texto). Qué nos queda hoy pues? Esperar que los asesinos capturados se pudran en la cárcel y que el diálogo sirva al menos para vivir tranquilos y poder pasear por madrid sin temor a que le revienten el cráneo a nuestro hijo. Creo que sólo por eso vale la pena el díalogo, aunque, vuelvo a repetir, llegue muy tarde.....

paul atreides dijo...

Y respecto a las opiniones del cardenal arzobispo de Madrid, tienen tanto valor como las de Arnaldo Otegui, pues ambos son igual de fascistas, cada uno a su modo.Ambos proselitismos están cargados de una hipocresía vomitiva.

PD:Perdonad por ser tan explícito, pero ya sabéis cómo me enciendo al opinar sobre ciertos temas. Un saludo cordial a todos.

Su Alteza Imperial dijo...

JO-DER. Paul, sé que me pediste que te abandonara pero no puedo dejarte así... Me has impresionado enormemente. Qué reflexión tan bien fundamentada y qué manera tan coherente, completa y asequible de exponerla. Estoy absolutamente de acuerdo contigo, y no sé si tú lo estarás conmigo en que siendo los argumentos por tí utilizados compartidos no a lo mejor de una manera evidente por la izquierda militante, pero sí por la verdadera progresía intelectual (que a veces poco o nada tiene que ver con el voto, Sanchez Dragó not included) se percibe en los manifestaciones públicas de los comentaristas políticos cierto temor a reconocer sin temores tanto que la negociación llega con un desfase de treinta años, como que cada pueblo, ya esté directamente vinculado a una Comunidad Autónoma o a otro tipo de entidad administrativa (o incluso no estándolo), tiene el derecho de "reconvertirse" en lo que considera que debe ser, y que la única legitimación de esta voluntad la otorgan las urnas y no las morales impuestas por parte de instituciones que jugando un indudable papel protagonista en la forja de nuestra cultura, no deberían tener ni una consideración social ni un tratamiento administrativo diferente al de (por ejemplo) "Cruz Roja". Mil gracias; maestro.

paul atreides dijo...

vaya esto sí que es una sorpresa....mucho me temo aletza que en este tema seamos los únicos que pensamos así....

Anónimo dijo...

"Ya no me quedan dudas de que cerrarás más veces los ojos y dirás y harás muchas más cosas que me helarán la sangre, llamando a las cosas por los nombres que no son. A tus pasos los llamarán valientes. ¡Qué solos se han quedado nuestros muertos!".
Carta de la madre de Joseba Pagazaurtundua a Patxi López.

paul atreides dijo...

Me parece muy loable, pero vuelvo a repetir que no todos los familiares de víctimas piensan de la misma forma...

paul atreides dijo...

Además en la memoria de todos están y sus asesinos están en la cárcel, o al menos a los que han cogido. Qué más justicia quieren? Que el gobierno se corte las venas por haber osado pedir la paz? No sé es una postura tan maniquea que no consigo entender...

Su Alteza Imperial dijo...

En mi opinión, la clave no ideológica de la ruptura del "Pacto por el Fin del Terrorismo" (con el apoyo inestimable de la Iglesia Católica hacia "los-suyos-de-toda-la-vida") no es más que quién consiga la claudicación de ETA entrará de lleno en el "Cuadro de Honor" de la historia de este país. Me da la impresión de que hay políticos dispuestos a retrasar el tiempo necesario el "magno acontecimiento" para colocarse al frente del operativo. Hombre; por qué negar que todo el tiempo que gobernó "El Mariachi" historia lo que se dice historia tampoco hicimos... bueno sí; cuando la boda de la niña que hubo quién se atrevió a rebautizar como "la tercera Infanta". Yo empiezo ya a estar harto de tanta desverguenza "neocon" y de que siempre nos callemos los mismos... A ver cuántos de estos neoconstitucionalistas "de pro" dieron el sí en el '78, en un momento en el que efectivamente había que dar la talla para salir sin heridas de "la noche más larga". "El Mariachi" votó que no... Lo dijo él mismo. Siempre fué muy inteligente y se le nota.

Anónimo dijo...

Nice colors. Keep up the good work. thnx!
»