18 diciembre, 2007

SEIS

No tiene brújula, pero sabe que en este instante amanece en la Tierra porque percibe un evanescente aroma a frío.
Listo para ser ingerido, aprieta en uno de sus puños un fármaco con forma de cápsula. Es la creacción más avanzada de la Ciencia aplicada, la síntesis de la inspiración, el valor, la voluntad y la locura que movió a Núñez de Balboa, a Roal Admunsen y a Edmund Hillary en su afán y ansia de nuevos océanos, cumbres y polos.
Es consciente de que para avanzar debe desprenderse también de ciertos recuerdos que le son muy caros. Debe desprenderse. Desprenderse. Desprenderse.

3 comentarios:

Andrómeda dijo...

En la película 2046, extraña, sale algo sobre los recuerdos, como dijo alguien, "la mejor forma de olvidar es recordar", recordar hasta que la última imagen se disuelva como polvo de estrellas.

R. Batty dijo...

También Borges tiene un relato sobre alguien a quien van a fusilar a la mañana siguiente y comienza a recordar para que nunca llegue esa mañana.
"Todos esos momentos se perderan en el tiempo como lágrimas en la lluvia".

Guicciardini dijo...

Es una lástima, pero soy demasiado mayor para seguiros en este viaje. Por mi parte, puedo asegurar que nunca olvidaré a Patbell.Ella ha sido lo mejor que me ha pasado en muchos años.
Me quedo en la tierra devastada de mi memoria.
Buen viento!